[an error occurred while processing this directive]

Juicio a los Principales Criminales de Guerra Alemanes

En Nuremberg, Alemania
17 de diciembre de 1945 a 4 de enero de 1946

Vigésimo Quinto Día: Miércoles, 2 de enero de 1946
(2 de 9)


[Página 203]

Presento ahora el documento 502-PS como la prueba siguiente, prueba USA 486. Este documento es una directiva de la Gestapo del 17 de julio de 1941.

Si recuerdan, Lahousen dijo que esta reunión tuvo lugar en el verano de 1941.

Se dirige a los comandantes de la Sipo y el SD destinados a campos y dice entre otras cosas lo siguiente, que leo de la primera página de la traducción al inglés.

Por cierto, con la venia, nuestros colegas de la acusación soviética presentarán la mayor parte de ese documento, y sólo voy a leer lo suficiente para demostrar que la Gestapo tomó parte en esto. Desde el principio:

"La acción de comandos tendrá lugar según el acuerdo alcanzado el 16 de julio de 1941 entre el Jefe de la Policía de Seguridad y el Servicio de Seguridad y el Mando Supremo de las Fuerzas Armadas. Adjunto I.

Los comandos trabajarán de forma independiente según una autorización especial y según la directiva general que se les ordenó dentro de los límites de las normas del campo. Los comandos, lógicamente, mantendrán un contacto estrecho con el comandante del campo y el oficial de inteligencia que se les asigne.

Esta misión de los comandos es la investigación política de todos los internos del campo para la eliminación y tratamiento posterior de:

(a) todos los elementos política o criminalmente, o de alguna otra forma, indeseables presentes entre ellos;

(b) todas aquellas personas que pudieran usarse para la reconstrucción de los países ocupados".

Paso al comienzo del cuarto párrafo:
"Los comandos deben recurrir en su trabajo lo máximo posible ahora, e incluso más adelante, a la experiencia de los comandantes de campo que éstos hayan adquirido tras la observación de los prisioneros y el interrogatorio a internos del campo. Además, los comandos deben tratar desde el primer momento de encontrar entre los prisioneros a elementos que puedan ser de confianza, sin importar si son comunistas convencidos o no, para usarles para tareas de inteligencia dentro del campo y, si es recomendable, más adelante también en los territorios ocupados.

Usando a esos informadores, y otras posibilidades existentes, se ha de seguir paso a paso el descubrimiento de todos los elementos a eliminar entre los prisioneros. Los comandos deben enterarse por sí mismos en cada caso a través de breves interrogatorios al informador y de posibles interrogatorios a otros prisioneros. La información de un informador no es suficiente para considerar a un interno del campo sospechoso sin más pruebas. Se debe confirmar de alguna forma si es posible".

[Página 204]

Paso ahora a la página 4, el tercer párrafo de la traducción al inglés, cito:
"Las ejecuciones no tendrán lugar ni en el campo ni en la inmediata vecindad del campo. Si los campos del Gobierno General están en la vecindad inmediata de la frontera, se llevará a los prisioneros para su tratamiento especial, si es posible, al antiguo territorio soviético".
Y el quinto párrafo:
"En cuanto a las ejecuciones a llevar a cabo y a la posible eliminación de civiles de confianza y la eliminación de informadores de los Einsatzgruppe en los territorios ocupados, el líder de los Einsatzkommandos debe llegar a un acuerdo con la Comisaría de la Policía del Estado más cercana, así como con el comandante de la unidad de la Policía de Seguridad y el Servicio de Seguridad, y además de éstos, con el Jefe del Einsatzgruppe destinado a ese territorio ocupado".
Hay pruebas de que personas identificadas de esta forma en los campos de prisioneros de guerra por la Gestapo fueron ejecutadas en el documento 1165-PS, que no tengo intención de citar, y que se ha presentado anteriormente como prueba USA 244. El documento 1165-PS demuestra que los que eran identificados eran ejecutados.

La primera página de ese documento es una carta del Comandante de Campo del campo de concentración de Gross-Rosen dirigida a Müller, que era el Jefe de la Gestapo, del 23 de octubre de 1941, sobre una conversación anterior con Müller, y en la que se listan los nombres de 20 prisioneros de guerra soviéticos ejecutados el día anterior.

La página segunda -sigo haciendo referencia al documento 1165, pero no lo leo, ya que ya se ha citado- es una directiva de Müller del 9 de noviembre de 1941 dirigida a todas las oficinas de la Gestapo en la que ordenó que todos los prisioneros de guerra enfermos fueran excluidos de los transportes a campos de concentración para su ejecución, ya que entre el 5 y el 10 por ciento de los destinados a ejecución llegaban a los campos muertos o medio muertos.

Presento ahora el documento 3542-PS, prueba USA 489, que está en el segundo volumen. Es una declaración jurada de Kurt Lindow, un antiguo oficial de la Gestapo, que se tomó el 30 de septiembre de 1945 en Oberursel, Alemania, durante una investigación militar oficial del Ejército de Estados Unidos, y cito ese documento desde el principio:

"Fui Kriminaldirektor en la Sección IV de la RSHA" -
Ruego a Su Señoría que observe que según el diagrama de la pared, era Director de la Sección IV y jefe de la Subsección IV A I.
"desde mediados de 1942 hasta mediados de 1944. Tenía el rango de Sturmbannführer de las SS.

Desde 1941 hasta mediados de 1943, existía adscrito a la Subsección IV A I (que no aparece en este diagrama, pero fue descrita al principio) un departamento especial dirigido por el Regierungsoberinspektor, más adelante Regierungsamtmann, y Hauptsturmbannführer de las SS Franz Königshaus. En este departamento se gestionaban cuestiones relativas a prisioneros de guerra. Supe a través de este departamento que existían órdenes e instrucciones del Reichsführer Himmler, de 1941 ó 1942, por las que se debía ejecutar a los comisarios políticos soviéticos y a los soldados judíos capturados. Por lo que sé, se recibieron propuestas de ejecución de esos prisioneros de guerra desde los diversos campos de prisioneros de guerra. Königshaus tenía que preparar las órdenes de

[Página 205]

ejecución y entregarlas al Jefe de la Sección IV, Müller, para su firma (siendo Müller el Jefe de la Gestapo). Estas órdenes se preparaban de tal forma que se tenía que enviar una orden a la agencia que hacía la petición, y una segunda orden al campo de concentración designado para llevar a cabo la ejecución. Los prisioneros de guerra en cuestión perdían en primer lugar formalmente su rango de prisioneros de guerra, y después eran transferidos a un campo de concentración para su ejecución.

El Jefe de Departamento, Königshaus, quedó bajo mi mando en cuestiones disciplinarias desde mediados de 1942 hasta principios de 1943, y trabajó en asuntos de su departamento directamente con el jefe del Grupo IV A, el Regierungsrat Panzinger. A principios de 1943 se disolvió el departamento y fue absorbido por los departamentos de la Subsección IV B. El trabajo concerniente a prisioneros de guerra rusos, por tanto, debió ser continuado por el IV B 2a. El Jefe del Departamento IV B 2a era el Regierungsrat y Sturmbannführer Hans Helmut Wolf.

Existían en los campos de prisioneros de guerra del Frente Oriental pequeños grupos de selección (Einsatzkommandos) dirigidos por un miembro de rango inferior de la Policía Secreta o la Gestapo. Estos equipos eran asignados al mando del campo y tenían como misión separar a los prisioneros de guerra que eran candidatos para la ejecución, según las órdenes que se habían dado, e informar de ellos a la Oficina de la Policía Secreta".

No leeré el resto de la declaración.

Paso ahora a otra fase del caso: La Gestapo y las SS enviaron a prisioneros de guerra recapturados a campos de concentración, donde fueron ejecutados, es decir, prisioneros de guerra que habían escapado y se les volvió a capturar. El Tribunal recordará que en un documento antes presentado, el 1650-PS, había una orden por la que el Jefe de la Policía de Seguridad y las SS ordenaba a las oficinas regionales de la Gestapo seleccionar en los campos a ciertas clases de oficiales vueltos a capturar y llevarlos al Campo de Concentración de Mauthausen, dentro de la operación conocida como "Kugel". Como recordará Su Señoría, eso significa "Bala". Es el famoso "Decreto de la Bala" que se ha presentado antes. Durante el viaje se debía encadenar a los prisioneros de guerra. Los oficiales de la Gestapo debían elaborar informes semestrales, dando sólo cifras, sobre el envío de estos prisioneros de guerra a Mauthausen. El 27 de julio de 1944 el Mando del Área del VI Cuerpo dio una orden sobre el tratamiento de prisioneros de guerra. Es el documento 1514-PS del segundo volumen, que presento como prueba USA 491. Este documento decía que los prisioneros de guerra debían perder su categoría de prisioneros de guerra y ser entregados a la Gestapo bajo ciertas circunstancias, y cito de la primera página:

"Asunto: Entrega de prisioneros de guerra a la Policía Secreta del Estado".
Se adjunta el decreto (I) comentado:
"Se deberá aplicar la siguiente norma resumida a la entrega a la Policía Secreta del Estado:

1. (a) Según los decretos (2) y (3), el comandante del campo tiene que entregar a prisioneros de guerra soviéticos en caso de que hayan cometido delitos castigables a la Policía Secreta del Estado y despojarlos de su categoría de prisioneros de guerra si considera que las acciones disciplinarias no son suficientes para castigar los delitos cometidos. No es necesario informar de estos hechos.

[Página 206]

(b) Los prisioneros de guerra soviéticos vueltos a capturar han de ser entregados en primer lugar a la comisaría de policía más cercana para determinar si se han cometido delitos castigables durante la huida. La pérdida de la categoría de prisionero de guerra será decidida por la comisaría de policía (Sección A6 del decreto nº 4) teniendo en cuenta la recopilación de todas las normas sobre el Arbeitseinsatz de prisioneros de guerra que han sido vueltos a capturar y se niegan a trabajar.

(c) Los oficiales soviéticos vueltos a capturar que sean prisioneros de guerra han de ser entregados a la Gestapo y despojados de la categoría de prisioneros de guerra (Sección C1 del Decreto nº 4 y Decreto nº 5).

(d) Los oficiales soviéticos prisioneros de guerra que se nieguen a trabajar, y los que se distingan como agitadores y tengan una influencia negativa en la voluntad de trabajar del resto de los prisioneros de guerra, han de ser entregados por el Stalag responsable a la comisaría de la Policía del Estado más cercana, perdiendo su categoría de prisioneros de guerra (Sección C1 del Decreto nº 4 y Decreto nº 5).

(e) Los prisioneros de guerra soviéticos alistados que se nieguen a trabajar y sean líderes de la revuelta, y los que se distingan como agitadores, y por tanto tengan una influencia negativa en la voluntad de trabajar del resto de los prisioneros de guerra, han de ser entregados a la comisaría de la Policía del Estado más cercana, perdiendo su categoría de prisioneros de guerra. (Sección C2 del Decreto nº  4).

(f) Los prisioneros de guerra soviéticos (hombres alistados y oficiales) que con respecto a su actitud política hayan sido seleccionados por el Einsatzkommando de la Policía de Seguridad y el Servicio de Seguridad han de ser entregados  por el comandante del campo, cuando se solicite, al Einsatzkommando, perdiendo su categoría de prisioneros de guerra (Decreto nº 6).

(g) Los prisioneros de guerra polacos han de ser entregados, si se demuestran actos de sabotaje, a la Comisaría de la Policía del Estado más cercana, perdiendo su categoría de prisioneros de guerra. La decisión queda en manos del comandante del campo. No es necesario informar de esto. (Decreto nº 7).

2. No es necesario preparar un informe para el VI Mando del Distrito Militar, Departamento de Prisioneros de Guerra, sobre la entrega y eliminación de la categoría de prisionero de guerra en los casos mencionados en el párrafo 1 de este decreto.

3. Se ha de entregar a prisioneros de guerra de todas las naciones a la Policía Secreta del Estado, perdiendo su categoría de prisioneros de guerra, si el O.K.W. o el VI Mando del Distrito Militar, Departamento de Prisioneros de Guerra, dan una orden especial sobre ello.

4. Los prisioneros de guerra de los que se sospeche que participan en organizaciones ilegales y movimientos de resistencia han de quedar en manos de la Gestapo, si se solicita, para su interrogatorio. Siguen siendo prisioneros de guerra y serán tratados como tales. La entrega a la Gestapo y la pérdida de la categoría de prisionero de guerra tendrán lugar sólo por orden del O.K.W.  o del VI Mando del Distrito Militar, Departamento de Prisioneros de Guerra

[Página 207]

En el caso de los prisioneros de guerra franceses y belgas, y del personal militar italiano internado, se ha de obtener el permiso del VI Mando del Distrito Militar, Departamento de Prisioneros de Guerra -si es necesario por teléfono- antes de su entrega a la Gestapo para ser interrogados".
Este decreto fue conocido como el "Decreto de la Bala". Los prisioneros de guerra enviados al Campo de Concentración de Mauthausen en aplicación del decreto eran ejecutados. Presento, como prueba de esta afirmación, el documento 2285-PS, prueba USA 490. Está en el segundo volumen. El documento 2285-PS es una declaración jurada del Teniente Coronel Guivante de Saint Gast y del Teniente Jean Veith, ambos del ejército francés, tomada el 13 de mayo de 1945 durante una investigación militar oficial del Ejército de Estados Unidos. La declaración revela que el Teniente Coronel Gast estuvo encerrado en Mauthausen del 15 de marzo de 1944 al 22 de abril de 1945, y que el Teniente Veith estuvo confinado del 22 de abril de 1943 al 22 de abril de 1945. Cito de la declaración, comenzando por el tercer párrafo de la página 1:
"En Mauthausen se trataba a los prisioneros de distintas formas, entre ellas la 'acción K o Kugel' (acción de la Bala). Tras la llegada de los transportes, los prisioneros clasificados como 'K' no eran registrados y no recibían número, y su nombre permanecía desconocido salvo para los oficiales de la 'Politische Abteilung' (el Teniente Veith tuvo la oportunidad de oír, a la llegada de un transporte, la siguiente conversación entre el Untersturmführer Streitwieser y el jefe del convoy; '¿Cuántos prisioneros?' '15, pero hay dos K'. 'Entonces, son 13').

Los prisioneros eran llevados directamente a la prisión, donde se les desnudaba y se les llevaba al 'Baño'. Este baño en el sótano del edificio de la prisión, cerca del crematorio, estaba diseñado especialmente para practicar ejecuciones (con arma de fuego y gaseamientos). La ejecución por arma de fuego se realizaba con un aparato de medición. Se ponía al prisionero contra un medidor de estatura que tenía un dispositivo automático que disparaba una bala en su cuello en cuanto la pieza móvil usada para marcar la estatura tocaba su cabeza.

Si un transporte tenía demasiados prisioneros 'K', en lugar de perder el tiempo con la medición, eran exterminados con gas, introducido en los baños en lugar de agua".


[ Anterior | Índice | Siguiente ] [an error occurred while processing this directive]